Comentarios del Autor

… Un adiós para dos …


… despedir a cualquier persona es algo bastante difícil, pero cuando son aquellas personas que te dieron la vida, el adiós no sólo es difícil, sino muy complicado. Hace 9 años no tenía este blog y la despedida a mi madre fue íntima y desde el corazón, todavía me acuerdo de tantas cosas de aquellos últimos meses como del día de su adiós, como su celebración por parte de los más queridos,dándome cuéntame de como la querían. Hoy se ha cerrado el ciclo y su acompañante de viaje también nos ha dicho adiós y se ha marchado, creo que la echaba de menos desde que en 2004 se fue, y quería irse con ella y hoy seguro que ya está junto ella, recibiendo sus palabras de amor y cariño, y como no, sus gritos y órdenes ( Dios, perdona los gritos de Pilar, es que no sabe hablar más bajo , …).

Ahora es el momento de seguir hacia adelante en la vida y recordarlos a ambos como eran y lo que dieron en este vida, y lo sobre todo lo que dejaron atrás, dos grandes hijos y dos vidas futuras que siempre les tendrán presentes.

Eran dos personas muy diferentes pero complementarias, Pilar era el pulmón del mundo, pensaba que todo lo tenía que hacer rápido, corriendo, porque el tiempo se acaba, y seguro que lo sabía, porque desgraciadamente en 2004 con solo 59 años un cáncer le robó los mejores años de su vida. Aquella mujer que daba todo en sus clases de preescolar, que decoraba las aulas con los personajes cada año, que nos despertaba a sus hijos con el escobillón limpiando la habitación a la 6:30 de la mañana porque siempre iba con prisas, nos enseñó tanto, que sus hijos seguro que hoy nos damos cuenta, … José Alejandro, que yo siempre le llamé Puerta, era todo lo contrario, tranquilo, bonachón, nunca se enfadaba ( y si esto ocurría te acordabas toda tu vida), que se acordaba de cada uno de sus alumnos con una memoria impresionante (me acuerdo de verle los domingos memorizando los nombres con las fotos de sus alumnos para enlazar sus caras), y como les rascaba las notas (como corregía los exámenes de matemáticas poniendo suspenso y luego sacando décimas para aprobar …). Hoy me han contado anécdotas tan buenas de él cuando jugaba al baloncesto, en sus tiempos del “patas” y des manos milagrosas como tirador, que me hubiera gustado verlo en directo, y todos tenían buenas palabras para él.

Ambos marcaron mi vida y este es un pequeño recuerdo, hoy les digo finalmente no adiós, sino hasta pronto, …

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s